MÁRMOLES

  • La compra y la transformación de los MÁRMOLES más usuales procedentes de todo el mundo están sometidos en STIEGLER a las mismos principios de aseguramiento de la calidad e incremento del valor que los GRANITOS.

  • Naturalmente la transformación del MÁRMOL tiene sus propias leyes. STIEGLER tiene las correspondientes capacidad y potencia para ello. Más de 200 años de experiencia en la elaboración y transformación de la piedra natural y una estructura empresarial flexible confieren mucha seguridad.

  • El MÁRMOL, una caliza cristalizada cuyo origen se remonta a hace 200 millones de años, se corta en losas a partir de los bloques en bruto. En el acabado de las superficies los MÁRMOLES muestran, tras un intenso pulido, el más extraordinario espectro cromático. Desde el punto de vista histórico de su origen, el MÁRMOL en su conformación primaria era blanco. Las posteriores adiciones de, por ejemplo, grafito o hierro, son las responsables de su intensos tonos de color.

  • En su calidad de calizas, los MÁRMOLES son aptos sobre todo para interiores. Del mismo modo que la caliza Solnhofener, pulida, irradia en forma de pavimento o de peldaños una bella atmósfera de gran colorido.